Para su formación e información en la 'Escuela de Bienestar' de Fundación Mapfre

Plataforma on line para familiares de personas con discapacidad intelectual

Publicado el por Somos Pacientes

Fundación Mapfre ha puesto en marcha la Escuela de Bienestar, recurso on line para la información y formación de las personas que acompañan el desarrollo personal y social de las personas con discapacidad intelectual con el fin de promover el bienestar y la calidad de vida del colectivo y sus familiares.

Como explica Fundación Mapfre, “la Escuela se dirige a las familias, porque son la institución que va a acompañar a la persona con discapacidad durante toda su trayectoria vital, teniendo en cuenta que van a vivir muchos años, es decir, van a envejecer. Esta conquista social fruto de los avances en la salud, en la educación, en el empleo, en el ocio compartido y sobre todo en la inclusión social conlleva, a su vez, cambios significativos no sólo en su desarrollo personal, sino también en las formas de vida familiar y en los recursos que aporta la sociedad”.Formación e información

La ‘Escuela de Bienestar’ se presenta como un punto de encuentro que promueve actitudes positivas de adaptación a los cambios que experimentan las personas con discapacidad intelectual en su desarrollo vital, “para que sigan siendo activas y no pasivas, agentes y no pacientes, protagonistas y no espectadoras de su vida”, destaca la Fundación.

Para ello, la Escuela, que cuenta con el apoyo de distintas  asociaciones de pacientes y entidades sociales –entre otras, la Confederación Española de Federaciones y Asociaciones de Atención a las Personas con Parálisis Cerebral y Afines (Confederación ASPACE), miembro de Somos Pacientes–, ofrece a las familias una plataforma de relación y comunicación en tres ámbitos de formación:

-El relacionado con la salud integral, física y psíquica, que incluye la atención personalizada, los hábitos de autocuidado, la vida sexual y el bienestar emocional.

-El que afecta a la convivencia familiar y a las relaciones sociales con pautas de conducta y comportamiento adecuados, que se expresan en la comunicación interpersonal, en las relaciones grupales, y en los vínculos afectivos.

-El que promueve la presencia social y el reconocimiento de ciudadanía con derechos y deberes, que se manifiestan en la educación inclusiva, la atención sanitaria, el acceso al empleo, el disfrute del ocio, la diversión y los bienes culturales.

Como concluye la Fundación, “los niveles de autonomía de las personas con discapacidad intelectual son directamente proporcionales a los apoyos que se les presta, e inversamente proporcionales a la sobreprotección con la que se les trate”.

– A día de hoy, 65 asociaciones de pacientes dedicadas a la discapacidad y a la dependencia son ya miembros activos de Somos Pacientes. ¿Y la tuya?