Con independencia del tabaco o la EPOC, el riesgo es hasta 1,7 veces mayor

El VIH aumenta el riesgo de sufrir cáncer de pulmón

Publicado el por Somos Pacientes

La infección por el virus de la inmunodeficiencia humana (VIH) es un factor de riesgo independiente y significativo de desarrollar cáncer de pulmón. Así lo han constatado los resultados de un estudio publicado en la revista ‘AIDS‘, que muestran que la población seropositiva tiene un riesgo 1,7 veces mayor de padecer este tipo de cáncer con independencia de su hábito tabáquico.

Como explica el Dr. Keith Sigel, de la Facultad de Medicina Mount Sinai en Nueva York (Estados Unidos) e investigador principal del estudio, “aun tras considerar el consumo de tabaco y los factores de riesgo tradicionales del cáncer de pulmón, encontramos que existe un mecanismo independiente asociado con el VIH que aumenta el riesgo de cáncer de pulmón en las personas que tienen el virus”.

La razón podría obedecer a que “la infección por VIH podría reforzar el riesgo de desarrollar este tipo de cáncer al suprimir el sistema inmunológico y provocar inflamación crónica”. Sin embargo, apuntan los autores, cabe la posibilidad de que la relación entre VIH y cáncer de pulmón obedezca realmente a una mayor propensión al hábito tabáquico de los pacientes seropositivos.

Dejar de fumar

El estudio fue llevado a cabo con la participación de 37.294 pacientes con VIH y 75.750 personas seronegativas para el virus. En total, 1.071 participantes desarrollaron cáncer de pulmón, pero si bien la tasa de cáncer fue de 119 por 100.000 habitantes y año en el grupo control, en la rama de pacientes seropositivos se estableció en 204.

Así, y es que tras descartar otros factores de riesgo como el tabaco, la edad o la enfermedad obstructiva crónica (EPOC), la relación entre VIH y cáncer pulmonar continuó siendo ciertamente significativa, de 1,7.

Además, no se observaron diferencias en el estadio de cáncer en el momento del diagnóstico entre los dos grupos, lo que sugiere que el sesgo de vigilancia no influyó en el aumento de la tasa del cáncer en el grupo con VIH.

En este contexto, como recuerda el Dr. Sigel, “debe tenerse en cuenta que el tabaco aumenta el riesgo del cáncer de pulmón hasta un 70%, por lo que dejar de fumar debe ser el principal objetivo. Más aún en la población VIH, en la que la cesación tabáquica es clave”.

– ¿Quieres consultar el estudio publicado en la revista ‘AIDS’?

– A día de hoy, 22 asociaciones de pacientes dedicadas al VIH/sida ya son miembros activos de Somos Pacientes. ¿Y la tuya?