Creen que se podría acabar con el virus en 15 años

Organizaciones de VIH piden garantías de acceso a los tratamientos de la hepatitis C

Publicado el por Somos Pacientes

La Coordinadora Estatal de VIH y sida (Cesida) y el Foro Español de Activistas en Tratamiento del VIH (FEAT) han reclamado al Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad que garantice el acceso universal al tratamiento de la hepatitis C en España, y le han recordado que la adquisición conjunta en Europa puede servir para obtener estos medicamentos “de manera asequible”.

Según han destacado estas entidades ante la próxima cumbre de ministros de Salud de la UE que se celebra el lunes en Milán (Italia), actualmente mueren 57.000 personas por este virus en Europa y “se espera que aumente exponencialmente si no se actúa”.

Tasa de cura próxima al 100%

Además, “el elevado número de personas con VIH coinfectadas por hepatitis C refleja la necesidad de un compromiso urgente por parte de los ministerios de Sanidad para asegurarles tratamiento”, afirma Juan Ramón Barrios, presidente de Cesida.

Actualmente, según estas organizaciones, han surgido dos medicamentos “revolucionarios” para hepatitis C que permiten un tratamiento de 12 a 24 semanas, con pocos efectos secundarios adversos y una tasa de cura próxima al 100%, adecuado para todos los genotipos y todas las fases de fibrosis hepática o enfermedad.

En España, el Ministerio llegó a un acuerdo con la compañía farmacéutica Janssen para la financiación de uno de ellos, el simeprevir, pero está todavía en negociaciones con la estadounidense Gilead para fijar un precio público para el otro de estos fármacos, el sofosbuvir.

Adquisición conjunta entre países

Estas entidades han recordado que el reciente sistema que permite adquirir de manera conjunta entre países, también medicamentos para la hepatitis C, “puede ser una vía para facilitar acceso a medicamentos de manera asequible“.

Sobre todo porque, según sus previsiones, el virus de la hepatitis C podría eliminarse en los próximos 15 años “si el acceso universal para prevención, diagnósticos, seguimiento y tratamiento están disponibles”.

Pero para ello, han apuntado, el acceso universal al tratamiento debe ser proporcionado con un equidad básica, de forma que se prioricen aquellos casos de enfermedad avanzada pero también “asegurando tratamiento a todo el mundo según las capacidades de los sistemas sanitarios”.

Piden a las compañías que negocien

Estas entidades son “conscientes de la inversión e innovación en el tratamiento para la hepatitis C hecho por las empresas farmacéuticas”, pero les piden que mantengan con urgencia negociaciones para garantizar el acceso a los tratamientos más avanzados para personas con hepatitis C.

Además, piden que dichas negociaciones se lleven a cabo de forma “sostenible y asequible” para los diferentes sistemas sanitarios de Europa, “de acuerdo a sus capacidades individuales y teniendo en cuenta las restricciones financieras generalizadas a las que hacen frente”.

Finalmente, las entidades firmantes señalan que si todas las negociaciones de “buena fe” fracasan, consideran que la última opción es que los países tendrán derecho a usar las licencias obligatorias.