Hasta 21 de los 43 fármacos sometidos al nuevo copago son para tratar el cáncer

La AECC exige a Sanidad que explique los objetivos del nuevo copago

Publicado el por Somos Pacientes

La Asociación Española Contra el Cáncer (AECC), miembro de Somos Pacientes, ha remitido una carta al Ministerio de Sanidad, Políticas Sociales e Igualdad en la que exige al Departamento de Ana Mato que explique sus objetivos y motivaciones que justifican el nuevo copago para los fármacos de diagnóstico hospitalario –medida por la cual los pacientes deberán abonar el 10%, y hasta un máximo de 4,20 euros por envase, de los medicamentos que se dispensan en las farmacias hospitalarias para uso ambulatorio.

Como explica la AECC, “desde nuestra Asociación hemos constatado que la resolución se aplica sobre todo a medicamentos para el tratamiento de enfermedades oncológicas o tratamiento/prevención de efectos secundarios. Se trata de fármacos de administración oral y para más del 50% no existe alternativa terapéutica. Y en los casos en los que existe, las alternativas disponibles gratuitas (no orales) son significativamente menos eficaces para preservar la calidad de vida de los pacientes y conllevan procedimientos para su administración que incrementarían el gasto sanitario en el hospital”. 21 de los fármacos son para el cáncer

Concretamente, hasta 21 de los 43 medicamentos incluidos en el nuevo copago están indicados en el tratamiento del cáncer. Y como denuncia la Asociación, “la mayoría de los enfermos a los que se aplican (con tumores cerebrales, cánceres de pulmón no microcítico, mama, colon, GIST, riñón, próstata, leucemia mieloide crónica y linfoblástica aguda con Ph+, hepatocarcinoma, páncreas, cáncer de mama HER2, linfoma cutáneo de células T) son pacientes con enfermedad avanzada metastásica“.

Y como recuerda la AECC, “estos fármacos son la única posibilidad que tienen para frenar la progresión la enfermedad y poder vivir con la mejor calidad de vida posible. Son pacientes que han de tomar esta medicación de por vida, hasta progresión de la enfermedad o aparición de intolerancia al medicamento”.

Por todo ello, la AECC constata que la medida incrementa la vulnerabilidad de los enfermos más graves y manifiesta “su profunda preocupación por esta medida y reitera la necesidad de mantener la exención de aportación del usuario en la medicación directamente relacionada con el tratamiento de enfermedades graves como el cáncer”.

Compromete la supervivencia

En su misiva, la Asociación exige a Sanidad que justifique la discriminación que se establece entre los pacientes oncológicos, dado que el copago se aplica únicamente a fármacos de administración oral y no a aquellos por vía intravenosa; y que, de cara al presunto ahorro en el gasto farmacéutico, explique qué recaudación espera obtener con la medida.

Asimismo, y por lo que respecta a la presunta disuasión de un consumo inadecuado de medicamentos, la AECC también requiere de Sanidad que exponga cómo pretende controlar este efecto disuasorio –lo que comprometería la supervivencia y calidad de vida de los pacientes–; si la medida afectará a la relación médico-paciente y al proceso de decisiones terapéuticas; y su justificación para incrementar el gasto que el paciente sufre a consecuencia de la enfermedad –en torno 50,5 euros anuales de media por paciente y más de 350 euros/año en el caso de los enfermos oncológicos en el medio rural

Para leer el comunicado de la AECC, clica aquí.

– A día de hoy, 50 asociaciones de pacientes dedicadas al cáncer ya son miembros activos de Somos Pacientes. ¿Y la tuya?