Transcurridos 18 meses se reduce significativamente el riesgo de aborto involuntario

Las mujeres sometidas a cirugía bariátrica deben retrasar la maternidad

Publicado el por Somos Pacientes

Las mujeres que se someten a cirugía bariátrica para tratar su obesidad deben esperar un mínimo de 12-18 meses antes de quedarse embarazadas. Como muestra un estudio publicado en la revista The Obstetrician & Gynaecologist, no es hasta transcurrido un año y medio desde la intervención cuando estas pacientes tienen un menor riesgo de sufrir un aborto involuntario.

Los resultados concluyen que hasta un 31% de las concepciones alcanzadas durante los primeros 18 meses posteriores a la intervención concluyeron en un aborto involuntario. Un porcentaje, por tanto, significativamente superior al 18% de abortos espontáneos registrados entre las mujeres cuya concepción se produjo superados los 18 meses desde la intervención.

Grupo de alto riesgo

Como apunta el doctor Rahat Khan, del Hospital Princesa Alexandra en Harlow (Reino Unido) e investigador principal del estudio, “hemos de lamentar que la obesidad afecte cada vez a un mayor número de mujeres en edad fértil, pero a la luz de la evidencia disponible, el embarazo después de la cirugía bariátrica es más seguro y presenta menos complicaciones en las mujeres con obesidad mórbida”.

Sin embargo, puntualiza Khan, “este grupo de mujeres tiene que ser considerado, en todo momento, como grupo de alto riesgo”.

En la actualidad, las sociedades científicas recomiendan la cirugía bariátrica –intervención para la pérdida de peso, por lo general consistente en la realización de un bypass gástrico– como una opción a tener en cuenta en cualquier persona con un índice de masa corporal (IMC) superior a 40 kg/m2.

– ¿Quieres consultar (en inglés) el estudio publicado en la revista ‘Obstetrician & Gynaecologist’?