Con cerca de 3.500 nuevos casos anuales, constituyen el 2% de todos los tipos de cáncer

Este sábado se celebra el Día Internacional de los Tumores Cerebrales

Publicado el por Somos Pacientes

Este sábado, 8 de junio, se celebra el Día Internacional de los Tumores Cerebrales con el objetivo de informar y sensibilizar a la población sobre los tumores cerebrales y la situación y necesidades de los pacientes y sus familiares.

En nuestro país se diagnostican cada año en torno a 3.500 nuevos casos de tumores cerebrales, muy especialmente en varones jóvenes, así como cerca de 14.000 casos de metástasis cerebrales. Así, la incidencia de este tipo de tumor es de 7,5 casos por cada 100.000 habitantes, constituyendo en torno al 2% de la totalidad de procesos oncológicos en los adultos y cerca del 15% en la población infantil y juvenil.

Por lo general, los síntomas más frecuentes asociados con los tumores cerebrales son las crisis epilépticas, los vómitos, las alteraciones visuales, la fiebre y la disminución de la coordinación y de la sensibilidad. Y asimismo, los trastornos del comportamiento, lo que no conlleva, como destaca Óscar Prieto, presidente de Asociación de Afectados por Tumores Cerebrales en España (ASATE), miembro de Somos Pacientes, “que la enfermedad pueda provocar en el paciente una actitud lesiva y violenta; es cierto que puede haber modificaciones en la conducta de la persona, porque los tumores generan secuelas cognitivas, pero estos cambios de conducta no generan violencia física”.

Implicar al paciente

En torno al 90% de los tumores cerebrales son benignos. Y en el caso de los malignos, cobra una importancia especial su diagnóstico precoz, para así posibilitar el inicio temprano de administración de tratamientos que eviten secuelas neurológicas significativas en los pacientes –por lo general, jóvenes.

En este contexto, debe asimismo potenciarse la implicación del paciente en la decisión terapéutica sobre el tumor, para así procurar, como explica el doctor Pedro Pérez Segura, coordinador del Comité de Neurooncología del Hospital Clínico Universitario San Carlos de Madrid, “una recuperación más rápida y menos traumática; es más, los tratamientos, además de los beneficios, también presentan déficits, por lo que dado que la valoración de la calidad de vida difiere según la persona, deben ser conocidos por los propios pacientes”.

Acceso desigual

Sea como fuere, la situación de los pacientes españoles con tumores cerebrales ha mejorado significativamente en los últimos años, si bien, como recuerda el doctor Pérez Segura, “unos pacientes tienen acceso a centros especializados, mientras que otros no porque viven en una zona distinta del país”.

Y es que, como alude Óscar Prieto, “los centros se encuentran en las grandes ciudades, y si bien lo más importante es la experiencia de los profesionales, hay pacientes que son atendidos por médicos que no han visto nunca un tumor”.

Así, y a juicio de ASATE, “debería haber un centro especializado para este cáncer, pues no tiene sentido que haya numerosos centros con todos los gastos asociados que conllevan, lo que resulta en que no sean eficientes”.

Necesidad de rehabilitación

Finalmente, ASATE también hace hincapié en la necesidad de que los pacientes reciban rehabilitación tras el tratamiento, “dado que muchos centros no ofrecen la opción de la rehabilitación a los pacientes una vez reciben el alta médica, todo ello a pesar de que en muchos casos presentan secuelas y limitaciones”, incide su presidente.

Por ello, ASATE, que este sábado conmemora el Día Internacional de los Tumores Cerebrales con la celebración de su ‘III Campeonato benéfico de pádel’, ha firmado un convenio de colaboración con el Centro DACER, especializado en la rehabilitación funcional del daño cerebral.

En palabras de Lorena Rodríguez, directora del Centro Dacer, “los pacientes con tumores cerebrales pueden padecer secuelas, como son las dificultades en el control del tronco, para comunicarse, caminar o manipular objetos; todo ello sin olvidar los problemas cognitivos”. “En consecuencia, y dado que el cerebro tiene la capacidad plástica de reorganizar sus funciones, debe potenciarse la rehabilitación, así como la formación del entorno del paciente”, asegura Rodríguez.

– A día de hoy, 50 asociaciones de pacientes dedicadas al cáncer ya son miembros activos de Somos Pacientes. ¿Y la tuya?