Las enfermedades pulmonares, el sida y la diabetes, entre las principales causas de muerte

Las ECV causan una de cada cuatro muertes que se producen en el planeta

Publicado el por Somos Pacientes

Las enfermedades cardiovasculares constituyen la primera causa de muerte en todo el mundo. De hecho, y según muestra el informe de la Organización Mundial de la Salud (OMS) sobre las principales causas de muerte globales, la cardiopatía isquémica fue responsable del fallecimiento de 7 millones de personas en 2011 –esto es, del 12,9% del total de 55 millones de decesos acaecidos ese año–. Y en segundo lugar se sitúa el ictus, responsable de la muerte de 6,2 millones de personas (11,4%).

Las enfermedades no transmisibles causaron el 66% de los fallecimientos ocurridos en todo el mundo. O lo que es lo mismo, fueron responsables de 36 millones de decesos, de los que cerca del 80% –26 millones– se localizaron en los países con medianos y bajos ingresos. No tanto así en los países más pobres, pues como recuerda la OMS, “las enfermedades cardiovasculares están relacionadas con malos hábitos de vida (tabaco, alcohol e ingesta de grasas), más comunes en los países ricos”.

En el tercer lugar de la lista se sitúan las infecciones del tracto respiratorio inferior, con 3,2 millones de muertes (un 5,9% del total); en el cuarto, la enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC), con 3 millones (5,4%); en el quinto, las enfermedades diarreicas con 1,9 millones (3,5%); y en el sexto, el VIH/sida, con 1,6 millones de decesos (2,9%).Cáncer de pulmón y diabetes

En el año 2000, el listado de las principales causas globales de muerte también estuvo copado por las enfermedades referidas: la cardiopatía isquémica, responsable entonces de 5,9 millones de decesos (el 11,2% del total de 52,5 millones de muertes acaecidas ese año); los accidentes cerebrovasculares, con 5,6 millones (10,6%); las infecciones del tracto respiratorio inferior, con 3,5 millones (6,7%); la EPOC, con 3 millones (5,8%); las enfermedades diarreicas, con 2,5 millones (4,7%); y el VIH/sida, con 1,6 millones (3%).

Sin embargo, la séptima causa de muerte en 2011, esto es, el cáncer de pulmón –con 1,5 millones de muertes (1,5%)–, ocupaba el noveno lugar en 2000, año en el que fue directamente responsable de 1,2 millones de muertes (2,2%). Y la diabetes mellitus, con 1,4 millones de muertes (2,6%), se sitúa en el octavo lugar –décimo en 2000, cuando fue responsable de 1 millón de decesos (1,9%).

Completan la lista los accidentes de tráfico, novena causa de muerte global con 1,3 millones de decesos –undécima causa en 2000, con 1 millón de muertes–; y los partos pretérmino, décima causa con 1,2 millones de muertes (2,2%) –y séptima en 2000, con 1,4 millones de decesos (2,7%).

En este contexto, debe tenerse en cuenta, tal y como destaca la OMS en su informe, “que la tuberculosis ya no se encuentra entre las 10 principales causas de muerte. Aún así, se sitúa en el decimotercer lugar, con un millón de decesos en 2011″. Y asimismo, el descenso de las muertes maternas durante el parto –420.000 en 2000 y 280.000 en 2011–, si bien “la cifra sigue siendo inaceptablemente alta“, concluye la OMS.

– ¿Quieres consultar (en inglés) el informe de la OMS sobre las 10 principales causas de muerte globales?