Si bien es responsable de las úlceras gástricas, también protege frente al asma infantil

El ‘Helicobacter pylori’ reduce la mortalidad por ictus y cáncer de pulmón

Publicado el por Somos Pacientes

Helicobacter pylori

La bacteria ‘Helicobacter pylori’ es comúnmente conocida por ser responsable del desarrollo de úlceras gástricas. Sin embargo, también tiene efectos beneficiosos, entre otros una reducción de las mortalidades por accidente cerebrovascular y por cáncer de pulmón. Así lo muestra un estudio llevado a cabo por investigadores de la Facultad de Medicina de la Universidad de Nueva York (Estados Unidos) y publicado en la revista ‘Gut‘.

En palabras del doctor Yu Chen, co-autor del estudio, “salvo en el caso del cáncer gástrico, poco frecuente en la población estadounidense, la bacteria H. pylori no es una causa de muerte; de hecho, protege frente al ictus y algunos tipos de cáncer y además también parece proteger frente al asma infantil“.

Efecto protector

Para llevar a cabo el estudio, los investigadores evaluaron la asociación entre H. pylori y la mortalidad por cualquier causa en 9.895 participantes incluidos en la Encuesta Nacional de Salud y Nutrición de Estados Unidos (NHANES III) entre los años 1988 y 2000.

Los resultados muestran que las personas que portan la bacteria –concretamente la cepa ‘cagA’, la más virulenta– tienen un riesgo hasta un 55% inferior de morir por un accidente cerebrovascular. Además, la probabilidad de fallecer por cáncer de pulmón es asimismo menor –reducción de un 45%.

Por el contrario, la bacteria también se asocia con un incremento, de hasta un 40%, del riesgo de morir por cáncer gástrico, un tipo de tumor que, incide el doctor Martin J. Blaser, co-autor de la investigación, “resulta poco frecuente a día de hoy en la población de Estados Unidos”.

Helicobacter pylori

La bacteria H. pylori habita en la capa mucosa que recubre el estómago. Y como explican los autores, “en la actualidad, más de la mitad de la población mundial la tiene instalada en el tracto gastrointestinal superior”.

Por lo general, la bacteria se transmite entre las propias familias “y suele adquirirse antes de cumplir los 10 años de edad“. “Sea como fuere, su transmisión se encuentra hoy en día bajo control gracias a la evolución de las medidas higiénicas y al uso generalizado de antibióticos“, concluyen los investigadores.

– ¿Quieres consultar (en inglés) el estudio publicado en la revista ‘Gut’?

– A día de hoy, 6 asociaciones de pacientes dedicadas al ictus y la Asociación Española de Afectados de Cáncer de Pulmón (AEACaP) ya son miembros activos de Somos Pacientes. ¿Y la tuya?