Prevenir la obesidad es fundamental para reducir el riesgo de ECV y cáncer de mama

El 25% de las mujeres en edad menopáusica padece obesidad

Publicado el por Somos Pacientes

En torno a un 25% de las mujeres españolas en edad menopáusica presenta problemas de obesidad. La razón principal, como recuerda la Asociación Española para el Estudio de la Menopausia (AEEM), miembro de Somos Pacientes, es la disminución de estrógenos, lo que conlleva modificaciones en la distribución de la grasa corporal de las mujeres.

La doctora Cristina Argudo, especialista de la AEEM, añade: “Varios estudios han demostrado que la menopausia se asocia específicamente, y de forma independiente de la edad, a un aumento de aproximadamente el 6% del peso corporal y del 17% de grasa“.

De hecho, y según los resultados de un estudio llevado a cabo por la Sociedad Española para el Estudio de la Obesidad (SEEDO), las mujeres con edades comprendidas entre los 55 y los 60 años constituyen el grupo con mayor prevalencia de obesidad en nuestro país.

Prevenir

Además de la disminución de estrógenos, se han identificado otros factores que explican el aumento de peso en las mujeres en edad menopáusica. Es el caso de la edad, que condiciona un aumento de la ingesta y una disminución del gasto energético; de la disminución de leptina, molécula que informa al cerebro de la magnitud de reservas energéticas; o de distintos factores socioeconómicos, caso de la historia menstrual, de la ganancia de peso durante los embarazos, o del hecho de vivir en soledad.

Sea como fuere, el sobrepeso puede prevenirse con la adopción de hábitos de vida saludables. Como explica la doctora Argudo, “la alimentación es un pilar fundamental junto con el ejercicio físico. Una dieta equilibrada rica en calcio, evitando la ingesta de grasas animales y aumentando el consumo de verduras, lácteos y fruta, todo ello sumado a la práctica habitual de deporte –como caminar entre 30 y 45 minutos diarios–, es el secreto para lograr el objetivo”.

En este contexto, debe tenerse en cuenta que la prevención de la obesidad resulta, si cabe, aún más importante en la etapa menopáusica. No en vano, se presenta como un factor determinante para el desarrollo de enfermedades cardiovasculares durante el climaterio.

“El riesgo relativo de sufrir cáncer de mama también aumenta en las mujeres con un índice de masa corporal (IMC) superior a 25 kg/m2, tanto en el periodo pre-menopáusico como postmenopáusico. Por todo ello, es misión de los especialistas de la salud de la mujer concienciar a nuestras pacientes de que el climaterio es una etapa para cuidarse y prevenir la obesidad“, concluye la doctora Argudo.